¿Es compatible la pensión de incapacidad permanente absoluta con el trabajo?

En esta entrada vamos a analizar si es compatible percibir una pensión por incapacidad permanente absoluta con la realización de algún tipo de trabajo.

En principio, la pensión por incapacidad permanente absoluta es compatible con el ejercicio de aquellas actividades, sean o no lucrativas, compatibles con el estado del inválido, siempre que no representen un cambio en la capacidad de trabajo del pensionista que pueda dar lugar a revisión por parte de la Entidad gestora.

Si las actividades realizadas exceden las condiciones establecidas, serán incompatibles pudiendo suspenderse la pensión.

Si se realizan trabajos susceptibles de inclusión en algún Régimen de la Seguridad Social, existe obligación de alta y cotización, debiendo comunicar al INSS el inicio de cualquier trabajo por cuenta ajena o propia, salvo en el caso que derive de enfermedad profesional, en que será necesaria la autorización previa.

Por tanto, se permite la compatibilidad del percibo de una incapacidad permanente absoluta con la realización de un trabajo, remunerado o no, siempre que sea compatible con el estado del pensionista, para lo que se necesita presentar una comunicación, salvo que se trate de una enfermedad profesional, en cuyo caso es necesario obtener una autorización previa.

Compatibilidad trabajo e incapacidad permanente
Compatibilidad trabajo e incapacidad permanente

La compatibilidad de la incapacidad permanente absoluta con el trabajo viene recogida en el RDL 8/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social, que mantiene:

“Artículo 198.2. Las pensiones vitalicias en caso de incapacidad permanente absoluta o de gran invalidez no impedirán el ejercicio de aquellas actividades, sean o no lucrativas, compatibles con el estado del incapacitado y que no representen un cambio en su capacidad de trabajo a efectos de revisión”.

El INSS tendrá la posibilidad de examinar la realización de las nuevas funciones laborales para determinar si son compatibles con el estado del solicitante, pudiendo suspender el percibo de la pensión por incapacidad.

¿Qué dicen los jueces sobre la compatibilidad de la pensión por incapacidad permanente absoluta y la realización de un trabajo?

El Tribunal Supremo se ha pronunciado sobre la posibilidad de compatibilizar una incapacidad permanente absoluta con la realización de algún trabajo en la Sentencia de la Sala Cuarta, de lo Social, Sentencia 233/2019 de 20 Mar. 2019, Rec. 2648/2017, analizando tan importante cuestión.

El Tribunal Supremo aporta una serie de razonamientos que avalan la compatibilidad alegada, y son los siguientes:

  • a) La interpretación restrictiva mantenida por el INSS no siempre ha sido la acogida por la jurisprudencia social, pues ya la STS 02/03/79 había mantenido que “el trabajador en situación de incapacidad permanente absoluta para todo trabajo, por lo dispuesto en el art. 24-4 de la O. de 15 abril 1969, puede realizar todas las actividades laborales que sean compatibles con su situación, sin limitación alguna, sin que en ningún extremo de la disposición legal se afirme que sólo puede desempeñar actividades ‘superfluas, accidentales o esporádicas’;” y la STS 06/03/89 considera inaplicable las limitaciones derivables del art. 138-2 LGSS /74 a quienes habían sido declarados en situación de IPA sin derecho a prestaciones).
  • b) La literalidad del precepto apunta a la compatibilidad trabajo/pensión (“las pensiones … no impedirán … aquellas actividades… compatibles”), al no establecer límite alguno a la simultaneidad referida.
  • c) La opción interpretativa contraria llevaría a hacer de mejor condición al trabajador declarado en incapacidad permanente total que al incapaz declarado en Incapacidad permanente absoluta (al que se le negaría toda actividad -e ingresos- extramuros de la marginalidad).
  • d) La incompatibilidad tendría un cierto efecto desmotivador sobre la reinserción social y laboral de quien se halla en IPA o GI, pues aunque las cotizaciones satisfechas por el nuevo trabajo habrían de tener eficacia respecto de prestaciones futuras, lo cierto es que la suspensión de la pensión por la percepción de ingresos debidos al trabajo ordinario privaría prácticamente de estímulo económico a una actividad que ha de realizarse con considerable esfuerzo psicofísico por parte del inválido.

Por tanto, para determinar la compatibilidad de la pensión de incapacidad permanente absoluta con la realización de un trabajo, es necesario analizar si el ejercicio de la actividad profesional es perjudicial o inadecuada a su estado de salud.

El INSS podrá revisar la incapacidad declarada, pero siempre en virtud de una mejoría o en un error de diagnóstico, por lo que es posible compatibilizar la pensión de la incapacidad permanente absoluta con un trabajo, siempre que tenga capacidad laboral para ello, y proceda a comunicar a la entidad gestora la realización del trabajo, ya sea por cuenta propia o ajena.

Ello viene reconocido en el artículo 200 del RDL 8/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social que dice:

“si el pensionista de incapacidad permanente estuviera ejerciendo cualquier trabajo, por cuenta ajena o propia, el Instituto Nacional de la Seguridad Social podrá, de oficio o a instancia del propio interesado, promover la revisión, con independencia de que haya o no transcurrido el plazo señalado en la resolución.”

Por tanto, si se decide la realización de un trabajo cuando tiene reconocida una incapacidad permanente absoluta, tenga en cuenta que el INSS podrá revisar el reconocimiento de la incapacidad permanente en cualquier momento, pero siempre basado en una mejoría de las patologías o un error de diagnóstico inicial, pero no se puede retirar la incapacidad permanente absoluta por el simple hecho de trabajar.

En este sentido, al aplicar las nuevas tecnologías al trabajo, es posible que se amplíen las posibilidades de realización de alguna actividad laboral compatible con la pensión por incapacidad permanente absoluta.

Contacto.

Si usted quiere que nuestros peritos y abogados revisen su caso sin coste alguno, puede ponerse en contacto con nosotros en el teléfono 915327518 / 619555357 o en el e-mail info@incapacidadtrabajo.es, o rellenando el formulario de contacto.

Contacto
Contacto

Deje un comentario y le contestaremos en breve.